Calabapizza

img_20161218_143818Debo agradecer esta sencilla y riquísima receta a mi amiga Judith, quien además de enseñármela, me deleitó con ella. La verdad es que no sé de donde ha salido este plato ni quién fue su artífice originario, pero es tan fácil y sabrosa que quiero compartirla con todos los que seguís este blog.

A pesar de su nombre, Calabapizza, ni es una pizza ni lleva calabaza, que es lo primero que nos viene a la cabeza al escuchar su nombre. Se trata de un plato de calabacín, con salsa de tomate, atún y queso. Tan sencillo como eso. Todo ello debidamente aderezado con sal, pimienta y abundante orégano.

Se puede elaborar en el microondas. Yo no soy muy amiga de cocinar en el microondas, pero con la Calabapizza se puede hacer una excepción, ya que el resultado lo merece. Y para quién sea más partidario de utilizar el horno, también explicaré cómo hacerlo.

Empezamos. Cortaremos los calabacines en rodajas gruesas (1 cm. aproximadamente) y cada una de las rodajas en cuatro partes, de manera que nos queden daditos. No pelaremos los calabacines, simplemente los lavaremos antes de cortarlos. El verde intenso de su piel dará colorido al plato.

Colocaremos los calabacines cortados en una fuente apta para el microondas o el horno, según la opción elegida. Salpimentaremos los calabacines y los rociaremos con un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Muy poco aceite. A continuación, añadiremos la salsa de tomate frito sobre los calabacines. Sobre esta salsa, incorporaremos el atún. Puede ser natural, para aquéllos que siguen una dieta, o en aceite. La única previsión que tenemos que tener es que si utilizamos atún en aceite, deberemos escurrirlo un poco previamente para que el plato no quede aceitoso. Si escogemos atún al natural también escurriremos el líquido para que no quede aguado. Espolvorearemos con abundante orégano. Por último, cubriremos la fuente con queso emmental rallado.

Preparación en microondas:
Cubriremos la fuente con papel film apto para el microondas. Pincharemos el papel film con varios agujeros.  Introduciremos la bandeja en el microondas durante 20 minutos, a máxima potencia.

Preparación en el horno:
Cubriremos la fuente con papel de aluminio y la introduciremos en el horno durante 40 minutos, a 190º C. Transcurrido este tiempo, extraeremos el papel de aluminio y lo dejaremos unos 10 minutos más, teniendo cuidado de que el queso no se queme.

Gracias, Judith, por este económico, vistoso y sabroso plato.

img_20161218_143331
Ingredientes para 4 personas

2 calabacines grandes
4 o 5 cucharadas soperas de salsa de tomate frito
2 latas pequeñas de atún en aceite o al natural
Queso emmental rallado
Aceite de oliva virgen extra
Sal
Pimienta
Orégano

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Maria dice:

    La pinta no puede ser mejor. Seguro que no tardó en hacerla. Gracias

    Me gusta

    1. La pinta es buena, pero el sabor todavía es mejor. Te encantará, seguro.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s